Navegador Chrome empresas: las 5 políticas que todos deberíamos conocer

Navegador Chrome empresas: las 5 políticas que todos deberíamos conocer

Seguramente ya habréis oido hablar sobre el navegador Chrome para empresas

Pero nunca es suficiente

El navegador Chrome (o Chrome Browser) dispone actualmente de más de 300 políticas aplicables a las empresas para mejorar la administración y gestión de dispositivos. Hoy te vamos a contar el recopilatorio de aquellas que creemos que pueden hacer mucho por tu empresa. 

1.Inicio de sesión obligatorio

En el navegador Chrome los administradores pueden decidir si aplicar políticas a dispositivos en general o bien designarlas por usuario. El problema es que si alguno de tus usuarios no inicia sesión en la cuenta de Google, IT no podrá aplicar las políticas según usuario. 

Para aquellas empresas que utilizan G Suite es bastante interesante que los usuarios tengan que iniciar sesión en su cuenta de Google antes de usar el navegador. Esto mejora la aplicación de las políticas por usuario. Por ejemplo habilitar o deshabilitar el gestor de contraseñas o gestionar plugins obsoletos. Esta política está disponible para Windows y para Mac.

2.Controles de extensiones para asegurar la productividad y la seguridad

Google Chrome web Store tiene unos minuciosos controles y un constante monitoreo entre las diferentes extensiones para asegurar que su objetivo es mejorar la productividad. Este monitoreo se realiza a través de las herramientas de aprendizaje de Google. Pero claro, sabemos que hay miles y miles de extensiones ahí y entendemos la necesidad de un mayor control. 

Para ayudarte con esto el navegador Chrome te permite hacer listas blancas y negras de extensiones. Esto aumenta la seguridad ya que tus usuarios sólo podrán utilizar aquellas extensiones que tu hayas elegido. Pero hay más, incluso dentro de las extensiones podrás decidir a qué puede o no acceder. Por ejemplo la cámara o herramientas que no estén relacionadas con la extensión. Interesante ¿verdad? 

3.Actualizaciones automáticas o manuales. ¡Tu mandas!

El navegador Chrome dispone de actualizaciones constantes para poder hacer tener una máxima protección contra vulnerabilidades. Aproximadamente cada 6 semanas el navegador se actualizará automáticamente y de manera instantánea. 

Pero claro, ¿Y si estoy realizando pruebas o comprobaciones de seguridad interna? El navegador Chrome está preparado para todo. Estas actualizaciones también pueden ser manuales y con avisos. De este modo podrás saber cuando se producirán y tener el control de su implementación para que siga el ritmo de los procesos internos. 

Así podrás tener tu equipo seguro y si afectar a la actividad de los usuarios . ¡Fácil!

4.Añada más capas de protección con Site Isolation 

A pesar de tener un sistema de protección que predice y protege la información, en muchas ocaciones estamos expuestos a amenazas en el propio navegador. Siempre es una buena idea contar con más capas de protección (nunca es suficiente si hablamos de información). Site Isolation asegura que las páginas de diferentes sitios web carguen en un proceso propio. Así aunque el sitio web omita la política que tenemos, la seguridad adicional impedirá cualquier robo. Además bloquea el proceso para que no se pueda recibir datos confidenciales de otros sitios. De este modo es más fácil competir contra Meltdown y Spectre.

A partir de Chrome 66 Site isolation se activa automáticamente para algunos usuarios, no obstante el departamento de IT puede anularlo en cualquier momento. 

5. Y por último y muy importante. Asegúrate de que tus usuarios están utilizando la última versión del navegador Chrome. 

Como comentábamos antes, el navegador Chrome se actualiza automáticamente para asegurar que todos los usuarios utilizan la última versión. Así hay una mayor protección contra vulnerabilidades. No obstante suele ocurrir que cuando las personas están trabajando no reinician el ordenador y con ello no se aplican las actualizaciones. 

A partir del año pasado existe una política que avisa a los usuarios que deben reiniciar los dispositivos. Además es bastante personalizable ya que podrás escoger cuándo y cómo avisar a los usuarios, indicar que se recomienda reiniciar o configurarlo como obligatorio tras un número de días. Así podrás estar seguro que tus usuarios siempre tendrán la última versión del navegador Chrome. 

 

Configurar todas estas políticas (y todas las demás que no hemos mencionado) es sencillo a través de las plantillas disponibles en los paquetes empresariales o bien, los administradores de Google podrán utilizar la consola de administración en Windows, Mac o Linux. Solo tendrás que ir a Administración de dispositivos>Chrome>Configuración del usuario en la consola de administración. Si necesitas más información échale un vistazo a estas instrucciones

 

 

 

No Comments

Post A Comment