La Comisión aprueba el “Privacy Shield”, el nuevo acuerdo sobre protección de datos

La Comisión aprueba el “Privacy Shield”, el nuevo acuerdo sobre protección de datos

Este acuerdo pone fin a la incertidumbre creada después que el TJUE invalidara el Safe Harbour por no garantizar un adecuado nivel de protección y respeto de la normativa sobre privacidad de la UE.

Privacy-Shield_Nubalia

 

La Comisión Europea ha aprobado El Privacy Shield, el nuevo acuerdo de privacidad con Estados Unidos. Este nuevo texto, que entrará en vigor de manera inmediata en la UE y el próximo mes de agosto en EEUU, pretende crear un sólido sistema para proteger los derechos fundamentales de cualquier ciudadano europeo cuyos datos personales se transfieran a Estados Unidos y aportar claridad jurídica para las empresas que dependen de las transferencias transatlánticas de datos.  

Este acuerdo pone fin a la incertidumbre creada después que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea invalidara el pasado mes de octubre el Safe Harbour por no garantizar un adecuado nivel de protección y respeto de la normativa sobre privacidad de la UE.

Antes de dar el sí definitivo, la Comisión ha tenido en cuenta que el dictamen del Grupo de Trabajo Artículo 29, organismo que agrupa a las autoridades europeas de protección de datos, y ha acordado con el mercado estadounidense introducir aclaraciones adicionales sobre la recopilación de datos en bloque, reforzar el mecanismo del Defensor del Pueblo e introducir obligaciones más explícitas para las empresas respecto a los límites de conservación y transferencia de datos.

Según lo explica Pablo Burgueño, socio del despacho de abogados del Abanlex, uno de los aspectos esenciales de este acuerdo es que “se pone un veto al Gobierno estadounidense para cesar en sus programas de vigilancia masiva” de los datos personales de europeos que se encuentran en suelo americano.

Además, añade, se establece un sistema para que los ciudadanos europeos estén protegidos desde sus correspondientes países y se impondrán obligaciones más estrictas a las empresas de EEUU a la hora de manejar datos provenientes de Europa.

Fuente Expansión.

 

 

No Comments

Post A Comment